martes, 3 de julio de 2012

UNESCO inscribes Çatalhöyük on World Heritage List

The United Nations Educational, Scientific and Cultural Organization (UNESCO) has decided to add Turkey's Çatalhöyük, a Neolithic settlement in southern Anatolia, to UNESCO's World Heritage List.

The site is an important example of the transition period in which villages were gradually transformed into urban centers. It contains 18 levels of Neolithic occupation, showing various cultural practices dating back to the Chalcolithic period, according to UNESCO's website. With the addition of Çatalhöyük the number of sites in Turkey included on the UNESCO World Heritage List has increased to 11.

In addition to being an archeological site, Çatalhöyük is a major tourist attraction, featuring several wall paintings, sculptures and ornaments such as bracelets and necklaces, all of which can be seen by visitors. Testifying to a period of rich culture, the site also includes several Neolithic-era houses all standing very close to each other with roofs that serve as both windows and doors; the inhabitants seem to have entered their homes through the roof.

In May of last year, the Ministry of Culture and Tourism applied to UNESCO for several more historic and cultural sites to be added to the World Heritage Tentative List. Göreme National Park and the Rock Sites of Cappadocia, the Great Mosque and Hospital of Divriği, certain historic areas of İstanbul and the Hittite capital of Hattusha are among the historic and cultural sites currently on the World Heritage List.

Today's Zaman via The Archaeology News Network
Link 2: Neolithic Site of Çatalhöyük

Huelva presenta sus idolos prehistoricos tras la restauracion

Este martes han sido presentados los ídolos prehistóricos que fueron encontrados en Huelva en 2006 y que acaban de ser restaurados. Tienen una antigüedad de cinco mil años y algunos historiadores lo definen como un conjunto único en España por su características.

Son piezas arqueológicas del calcolítico y sus cinco mil años de existencia sitúan a Huelva como una de las ciudades más antiguas de occidente. Fueron encontradas un total de 27 piezas cuando se empezó a hacer una obra en la zona del seminario y barriada de la orden de Huelva.

Han sido varios meses de trabajo de restauración antes de que pasen a ser expuestos en la sala de arqueología del museo provincial de Huelva. Ahora hay un proceso de investigación abierto para saber más de estos enigmáticos ídolos que en principio son relacionados con cultos a deidades prehistóricas. canalsur.es

Entrada relacionada: 23-03-12. Cultura comienza la segunda fase de restauración de los ídolos del Seminario

Actualización 04-07-12: Finalizan los trabajos de restauración de los Ídolos del yacimiento de La Orden
Son símbolo de un asentamiento de más de 5.000 años en Huelva, que podría ser la ciudad más antigua de Occidente.... huelvainformacion.es

Norway. Bronze Age people with a mine of their own

Copper mining has a long history in Norway, with mines being established from late 15th century onwards. But the industry might be a lot older - stretching all the way back to the Bronze Age.

When the Bronze Age reached Scandinavian shores around 3,500 years ago, it was the advent of a new technology. Combining copper, which is a malleable metal, with the elements tin or arsenic made an alloy which is stronger and more durable.

Using this new miracle material, the Bronze Age people could forge weapons, tools and jewellery with novel qualities and possibilities compared to traditional bone, wood or stone.

The region of modern-day Norway was, then as now, at the periphery of Europe.

Although the local residents had the skills and know-how to create their own bronze metalwork, they would have had to import all the copper they needed from abroad - according to scientific consensus.

Mining copper at home

But Bronze Age Norwegians may actually have mined their own copper ore, suggests archaeologist Anne Lene Melheim in her doctoral thesis.

“It might not have been a large scale operation, but this could radically change our perception of Norway in the Bronze Age,” she points out.

The century-old assumption that Bronze Age Norway relied solely on imported copper originated with the renowned Swedish archaeologist Oscar Montelius. He used the theory of metal imports to explain traces of trade and cultural contact between Scandinavia and Continental Europe.
...
ScienceNordic
Via Past Horizons

Els neandertales eren capaços d’adaptarse al territori independentment de la climatologia de cada moment

Una de les justificacions que s’han formulat per explicar l’extinció dels neandertals han estat sovint causes climatològiques, en considerar que no se sabien adaptar a un empitjorament del temps. Un estudi realitzat ara, encapçalat per l’IPHES (Institut Català de Paleoecologia Humana i Evolució Social), sobre restes fòssils trobades a la Cova de les Teixoneres, a Moià, demostra que això no va ser així i que, contràriament al que es pensava, sabien sobreviure a territori independentment de les condicions climàtiques i a les quals van have d’enfrontarse... El bloc de les activitats de l'IPHES

Referència bibliogràfica:
López-García, J.M. et al., 2012.
"A multidisciplinary approach to reconstructing the chronology andenvironment of southwestern European Neanderthals: the contribution ofTeixoneres cave (Moià, Barcelona, Spain)". Quaternary Science Reviews 43: 33-44.

Altamira no abrirá en un «futuro inmediato», según su director

José Antonio Lasheras asegura que el Patronato se reunirá «antes de que acabe el verano», ya que en la cueva los cierres «siempre son temporales» y las aperturas «siempre provisionales»

La cueva prehistórica de Altamira no abrirá en un "futuro inmediato", según afirma su director, José Antonio Lasheras, quien, sin embargo, recuerda que, en relación a esta cavidad, "nada es definitivo".

En declaraciones realizadas a los medios de comunicación antes de asistir a la inauguración en el Parlamento de Cantabria de un curso de verano de la Universidad de Cantabria (UC) sobre Altamira, Lasheras ha afirmado que, en Altamira, los cierres "siempre son temporales" y las aperturas "siempre provisionales".

Sin embargo, reconoce que el último cierre de la cueva original está durando "mucho" y señala que el próximo Patronato -que "sin duda" se celebrará antes de que acabe el verano, según ha dicho- debe decidir "lo que tiene que hacer".

Pese a lo que decida el Patronato de Altamira en su próxima reunión con los datos científicos que tenga "sobre la mesa", ha señalado que pasar del cierre de la cueva a su apertura "no puede ser inmediatamente".

En este sentido, Lasheras ha invitado a aquellos que quieran conocer el arte que encierra esta cavidad de Santillana del Mar a acudir al Museo Nacional y Centro de Investigación de Altamira, ubicado en la misma localidad, que incluye la neocueva. abc.es

El Marq recupera en un libro una excavación de 1965 realizada en la Cova d'en Pardo de Planes (Alicante)

El Museo Arqueológico de Alicante (Marq) ha recuperado con la publicación 'Cova d'En Pardo. Arqueología en la Memoria' el trabajo de investigación y las excavaciones realizadas en el año 1965 por los arqueólogos Miquel Tarradell, Vicente Pascual y Enrique Llobregat en esta cueva del término municipal de Planes (Alicante), según ha informado en un comunicado la Diputación.

La publicación ofrece los resultados de las excavaciones realizadas en 1965 por los tres arqueólogos e incluye un catálogo de los materiales hallados, y que ahora se encuentran en el Museo de Alcoy (Alicante). Además, incluye una memoria de las catorce campañas de estudio que se realizaron en la cavidad entre los años 1993 y 2007 y que permitieron continuar con el proyecto iniciado por Tarradell, Pascual y Llobregat.

El volumen, coeditado por la Diputación de Alicante y el Ayuntamiento de Alcoy, ha sido presentado este lunes por la presidenta de la Diputación, Luisa Pastor, y el concejal de Patrimonio Cultural de Alcoy, Francesc Xavier Blay.

En la presentación del volumen también han estado presentes el alcalde de Planes y diputado provincial, Javier Sendra, el conservador de Prehistoria del Marq, Jorge Soler, el director técnico del museo alicantino, Manuel Olcina, y el director del Museo Arqueológico Municipal de Alcoy, José María Segura.

Durante su intervención, Pastor ha señalado que esta publicación, "concebida como primera memoria de excavación del yacimiento, recuerda a aquellos primeros estudiosos, pioneros en la práctica de la investigación arqueológica".

A través de 318 páginas, el volumen recoge 15 capítulos redactados por 13 especialistas adscritos al Marq, al Museo de Prehistoria de Valencia, al Museo Arqueológico Municipal de Alcoy, al Ayuntamiento de Cocentaina y a las Universidades de Alicante y Valencia.

Por su parte, Soler ha destacado que en esta obra "se hace memoria de aquella gente que, por lo que fuere, no pudo terminar su libro", y ha indicado que el equipo editor del proyecto "ha dedicado un gran esfuerzo a reconstruir aquella excavación".

"De la cueva queda un diario que se ha transcrito en el libro y que ha permitido con las nuevas mediciones recuperar por entero aquellos trabajos", ha agregado.

TRABAJOS DE INVESTIGACIÓN

Más de un centenar de alumnos de distintas universidades españolas y europeas han colaborado en los últimos años en los trabajos de investigación realizados en la Cova d'en Pardo, cavidad que fue refugio de cazadores paleolíticos, redil de ganado en el Neolítico, necrópolis de inhumación múltiple en el Neolítico o corral en el siglo XVI.

La publicación especifica las secuencias de sedimentos que cubren los distintos niveles arqueológicos de la cueva y publica las 27 dataciones de radiocarbono que se han hecho en el laboratorio estadounidense de Veta, en Florida.

Estas dataciones se realizaron tanto en secciones de huesos humanos y de restos óseos de fauna como de sedimentos, y el libro presenta el material más reciente que cierra la cueva e incluye, como novedad, el encuadre del yacimiento en todo el paisaje y un hábitat que se ha conseguido documentar.

Por su parte, Blay ha manifestado que "este es un camino correctísimo en tiempos de crisis con el cual diversas entidades contribuyen a crear o difundir conocimientos", y ha resaltado que "la tarea de los investigadores que reconstruyeron este pasado no puede quedarse en las estanterías". europapress.es

Link 2:  El MARQ recupera la historia del enclave estratégico de la Cova d´En Pardo

Unas tumbas sorprendentes del Mesolítico

Los especialistas explican que las tumbas de los hombres de Arintero son inéditas en la ‘cartografía’ de la arqueología de la muerte durante el Mesolítico en la Península.

Destaca Pablo Arias, profesor del Instituto Internacional de Investigaciones Prehistóricas de Cantabria, que la tumba es algo más que un espacio para disponer de los restos de los difuntos. «Es también uno de los foros donde se negocian los roles sociales de los individuos y de los grupos, un contexto para exhibir la riqueza y el poder», destaca.

En el estudio publicado por la Junta acerca de los hombres de Arintero, Arias precisa que la península Ibérica presenta una de las más elevadas concentraciones de sepulturas mesolíticas de Europa. «Hasta la fecha, se han documentado unos 27 sitios sepulcrales de este período, que han proporcionado unos 430 individuos, lo que supone más del 10% de los sitios funerarios del continente».

La publicación el pasado jueves de los resultados de la investigación del genoma de los dos cazadores descubiertos en el 2006 en una cueva de Arintero y que vivieron en el Mesolítico hace 7.000 años ha devuelto a la actualidad la investigación coordinada por Julio Vidal y Encina Prada en el 2010.

Peculiaridades

En ella, Pablo Arias asegura que la investigación de La Braña-Arintero constituye un documento de gran importancia para conocer el comportamiento funerario de las últimas sociedades de cazadores recolectores de la península Ibérica. Y es que el enterramiento completa, junto con Aizpea y el Cingle del Mas Nou, el «limitado catálogo de contextos funerarios en zonas alejadas de la costa». Para el investigador, los rasgos observados en la cueva pueden catalogarse como característicos del Mesolítico avanzado peninsular.

No obstante, detalla que hay algunas peculiaridades que lo hacen singular, como el tipo de colgantes que acompañaban al individuo 2 y, sobre todo, las características del espacio funerario: cadáveres depositados en el suelo en un espacio hipogeo seleccionado. «Desde otro punto de vista, La Braña-Arintero proporciona otra evidencia del espectacular incremento del número de sepulturas que se produjo en el VI milenio a.C., y que, tal vez refleje una intensificación de la territorialidad en estas sociedades», explica.

Pablo Arias precisa que la característica más llamativa del contexto funerario de La Braña-Arintero reside en el propio espacio sepulcral, y detalla que se trata de un sitio exclusivamente funerario, sin ninguna vinculación a asentamientos de esta época. «Nos encontramos con que se ha seleccionado una cavidad remota, aparentemente no habitable, y se han colocado los cadáveres en espacios peculiares, bien delimitados por accidentes naturales, a manera de nichos», argumenta.

Y es que, según defiende en el artículo, se trata de un tipo de comportamiento funerario del que no se tienen indicios claros en otros contextos peninsulares, y que recuerda en mayor medida fenómenos más frecuentes en épocas más tardías.

Por último, Arias se muestra sorprendido ante el hecho de que el espacio funerario no es una inhumación sino un depósito de los cuerpos directamente sobre el suelo, y explica que esta es una circunstancia atípica, puesto que lo habitual en el Mesolítico de la península Ibérica es el entierro de los cadáveres en el fondo de fosas u hoyos. cristina fanjul / diariodeleon.es

Entrada relacionada: 28-06-12. Pileta de Prehistoria: Recuperan por primera vez genoma