miércoles, 26 de junio de 2013

María Martinón inicia el día 3 el ciclo de conferencias de investigadores de Atapuerca en el MEH

Europa Press. María Martinón iniciará el próximo miércoles 3 de julio el ciclo de conferencias de investigadores de Atapuerca que se desarrollará a lo largo de todo el mes en el Museo de la Evolución Humana (MEH) de Burgos, según han informado fuentes del centro a través de un comunicado remitido a Europa Press.

La charla de Martinón, que versará sobre 'Dolino, Miguelón y Neander', será la primera de tres que se celebrarán con entrada gratuita en el Salón de Actos del MEH.

Los tres intervinientes son investigadores que participarán en los trabajos de excavación que se desarrollarán este verano en el yacimiento burgalés. Asimismo, en ellas se podrá conocer la fauna que pobló Atapuerca a lo largo del tiempo.

María Martinón Torres es investigadora del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (Cenieh) y desarrolla una línea de paleopatología para analizar las enfermedades que sufrían los homínidos y conocer de qué manera les afectaban en su supervivencia.

Además de en Atapuerca, ha participado en las excavaciones del yacimiento de Dmanisi, en Georgia. Martinón, asidua colaboradora en el blog de la página web del Museo, podrá hablar también de la reciente investigación realizada por científicos del Cenieh y la Universidad de Nueva York que demuestra que el Homo Antecessor fue la primera especie en tener una cara moderna, lo que deja claro que se trata de una especie "distinta al resto de las encontradas hasta ahora".

La segunda de las conferencias será ofrecida por la investigadora del Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Socia (Iphes) Rosa Huguet, que hablará el miércoles 10 de julio en una conferencia que llevará por título 'Cuando los hipopótamos se bañaban en el Arlanzón'. Huguet es doctora en Geografía e Historia General y sus principales líneas de investigación son las referentes a las estrategias de subsistencia de los homínidos que habitaron Europa durante el Pleistoceno inferior.

Además, ha realizado estudios sobre el conocimiento de la Paleoeconomía de los diferentes grupos de Neandertales que vivieron en la península ibérica. Huguet ilustrará acerca de las distintas estrategias de caza que empleaban los homínidos y qué tipo de animales constituían su dieta.

La última de las conferencias se celebrará el miércoles 24 de julio y correrá a cargo de la también investigadora del Instituto Catalán de Paleoecología Humana y Evolución Social Marina Lozano. Lozano ha participado varios años en las excavaciones de la Sierra de Atapuerca y ha realizado estudios sobre las Alteraciones y el Desgaste del Esmalte Dental de los Homínidos de estos Yacimientos y la contribución de Atapuerca a la Arqueología Prehistórica. Lozano disertará sobre las pautas de comportamiento en relación con el estudio del aparato dental, que aporta información sobre aspectos de los homínidos como si éstos eran zurdos o diestros.

Todas las conferencias se desarrollarán en el Salón de Actos del Museo a partir de las 20.15 horas, con entrada libre hasta completar aforo. ecodiario

 Actualización 05-07-13. Vídeo. La Sima, Elefante y Gran Dolina: el bueno, el feo y el malo de Atapuerca

Actualización 09-07-13. La investigadora Rosa Huguet hablará en el MEH sobre homínidos y fauna
 La charla versará sobre 'Humanos,ciervos e hipopótamos: estrategias e interacciones' el miércoles a las 20.15.

Rosa Huguet será la protagonista de la de la segunda charla del ciclo 'Charlando con los Investigadores' del equipo de Atapuerca y hablará el próximo 10 de julio a las 20.15 en el salón de actos del Museo de la Evolución Humana sobre 'Humanos, ciervos e hipopótamos: estrategias e interacciones'. Será a las 20.15 horas y la entrada es libre.

Rosa Huguet es arqueóloga e investigadora del Instituto de Paleoecología Humana y Evolució Social (IPHES) de Tarragona. Licenciada en Geografía e Historia por la Universidad Rovira i Virgili de Tarragona. En el año 1993 empezó a participar en trabajos de excavación en los yacimientos de la Sierra de Atapuerca (Burgos). Se incorporó al equipo del Dr. Eudald Carbonell y realizó su tesis de licenciatura centrada en los aspectos zooarqueológicos de los restos faunísticos del yacimiento de Galería (Sierra de Atapuerca).

Precisamente la relación entre la fauna que vivió en Atapuerca hace un millón de años y los homínidos que ocuparon este espacio entonces es la que tratará en la charla en el Museo de la Evolución.

La doctora Huguet realizó su tesis doctoral sobre la paleoeconomía de las primeras ocupaciones humanas en Europa bajo la dirección del Dr. José María Bermúdez de Castro y el Dr. Carlos Díez. Actualmente es investigadora del Institut Català de Paleoecologia Humana i Evolució Social (IPHES) y participa en diferentes proyectos de investigación relacionados con las primeras ocupaciones humanas en Europa: Cuenca de Guadix-Baza (Granada); Barranc de la Boella (Tarragona), Sierra de Atapuerca (Burgos) y en proyectos relacionados con el mundo de los Neandertales: El Sidrón (Asturias); Pinilla del Valle (Madrid).

La tercera charla del ciclo 'Charlando con los investigadores' será el 24 de julio 'Hábitos culturales de un humano de hace 500.000 años' y la impartirá la doctora Marina Lozano (IPHES).

Actualización 11-07-13. Vídeo. La fauna de Atapuerca y su relación con los homínidos

Actualización 23-07-13. Conferencia sobre los hábitos culturales de los homínidos de hace 500.000 años, a cargo de la arqueóloga Marina Lozano
El desgaste dental de los Homo heidelbergensis del yacimiento de la Sima de los Huesos de Atapuerca puede ayudarnos a establecer hábit os y conductas desarrollados por estos homínidos hace 500.000 años. Sobre esto hablará la arqueóloga Marina Lozano, investigadora del IPHES (Institut Català de Paleoecologi a Humana i Evolució Social) y miembro del Equipo de Investigación de Atapuerca (EIA) , en el t ranscurso de la conferencia “ Hábitos culturales de un humano de hace 500.000 años ” , que ofrecerá el miércoles 24 de julio, a partir de las 20.15 horas, en el Museo de la Evolucion Humana, en Burgos...

 Actualización 25-07-13. Vídeo. Los hábitos culturales de Atapuerca, de la mano de Marina Lozano

Siega Verde. Zona Arqueologica



Vídeo YouTube por MuseudoCoa el 29/05/2013 añadido a Paleo Vídeos > Prehistoria de España y Portugal > L.R.1.7 nº 15.

Documental sobre la zona arqueológica de Siega Verde, en España, que cuenta con grabados paleolíticos similares al Valle de Coa y fue clasificado en 2010 como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, como sitio anexo al valle de Coa.
Duración 6' 39'', año 2010, producido por Junta de Castilla y Leon.

Nota de salaman: El vídeo se muestra en el sitio oficial Siega Verde. Zona Arqueologica con el título: Siega Verde: Origen y Patrimonio.

Vídeo relacionado

Hallan huesos de animales en una hoguera neandertal de El Esquilleu

Este descubrimiento supone un enigma para los científicos, que apuntan a que la especie 'hiciera limpieza' en la cueva quemando los restos de forma sistemática, para evitar infecciones, o que estos podrían servir como combustible

Foto de archivo
E. Press. Investigadores de la UNED y la Universidad Complutense de Madrid han hallado restos óseos de pequeños animales en lo que podría ser una hoguera neandertal en la cueva cántabra de El Esquilleu. Este descubrimiento supone un enigma para los científicos, que apuntan a que la especie 'hiciera limpieza' en la cueva quemando los restos de forma sistemática, para evitar infecciones, o que estos podrían servir como combustible.

El comportamiento de los neandertales de montaña es algo todavía bastante desconocido para la comunidad científica, al menos dentro de los límites europeos. Diferentes estudios han demostrado que la especie utilizaba huesos de animales como combustible de las hogueras que encendían, en especial, cuando escaseaba la masa arbórea.

Una comunidad de neandertales residía en la cueva de El Esquilleu ( Cantabria ), hace entre 53.000 y 30.000 años. Sin embargo, aunque contaban con numerosa vegetación alrededor, los científicos han descubierto restos fósiles de animales en lo que podría ser una hoguera de la cueva.

Una de las hipótesis que plantean en este estudio, publicado en la revista 'Quaternary Sciencie Reviews', es que fuera una forma sistemática de mantener limpia la cueva, eliminando cualquier tipo de residuo.
"La vida de los grupos humanos en cuevas con bastante humedad, con depredadores al acecho y con residuos de comida en descomposición cerca, acarreaba ciertos riesgos para estos humanos que, además, tenían que permanecer en cierto modo hacinados para hacer frente al frío", ha apuntado una de las autoras del trabajo, Paloma Uzquiano.

Pero, los investigadores tampoco descartan la hipótesis de que los huesos sirvieran, a su vez, como combustible de las hogueras, adquiriendo una doble función. Los expertos han explicado que los neandertales mantenían esos fuegos encendidos de forma permanente tanto para cocinar como para iluminar la cueva, construir herramientas e incluso para evitar plagas de mosquitos, típicas en los ambientes húmedos.

"Quemar los residuos de animales constituía una buena fuente combustible para los fuegos domésticos, y así ahorraban tiempo y esfuerzo", ha comentado la investigadora.

Para demostrar si estos huesos podían servir como combustible, los investigadores simularon un total de diez fuegos, añadiendo diferentes huesos de cabra, animal al que pertenecían los restos hallados en El Esquilleu.

Estos restos óseos se salen de lo común puesto que, en otras hogueras neandertales, los científicos habían encontrado restos de animales más grandes, como vacas o caballos, que tenían más cantidad de grasa para quemar. Otra novedad ha sido incluir, junto a los huesos trabeculares -los de las extremidades-, huesos axiales -de la parte central del cuerpo-, que no suelen emplearse en estos experimentos.

"Los fuegos demostraron que los huesos de animales de pequeño tamaño también poseen cualidades combustibles y que, en el caso de los huesos axiales y las epífisis -extremos de un hueso largo-, el proceso de combustión se extendía durante más tiempo", ha detallado el investigador José Yravedra.

Resistencia al frío y al calor

La comunidad de neandertales que vivía en la cueva de El Esquilleu hace entre 53.000 y 30.000 años, en el Pleniglacial Medio, tuvo que hacer frente a fuertes etapas de inestabilidad atmosférica, viviendo tanto períodos de clima frío como más cálido. "Cuanto más se trabaja entre neandertales, más novedades surgen respecto a su comportamiento y a sus mecanismos de adaptación a un medio en constante cambio", ha indicado Uzquiano.

La vegetación dominante de la zona cántabra era de carácter abierto y pre-forestal, por lo que solo matorrales como el de leguminosas, las comunidades de espinos caducifolios, el pino, el abedul, el sauce, el mostajo, el serbal y el enebro (en menor medida) se adaptaron a estos ambientes cambiantes. También consiguieron resistir robles y avellanos, pero refugiados en pequeños enclaves.

Por su parte, la fauna de herbívoros que habitaba entre esta vegetación era muy diversa, con caballos, bisontes y uros en zonas abiertas; corzos y jabalíes en medios más boscosos; cabras en las zonas escarpadas de las laderas y ciervos que realizaban desplazamientos de las montañas hacia los valles.

"Esta biodiversidad hizo posible que los grupos se instalaran de manera itinerante en distintos enclaves, siguiendo los desplazamientos estacionales de las manadas de herbívoros, así como los ciclos de las plantas de todo ese entorno", ha concluido la autora. eldiariomontaneses

Referencia: J. Yravedra, P. Uzquiano, Burnt bone assemblages from El Esquilleu cave (Cantabria, Northern Spain): deliberate use for fuel or systematic disposal of organic waste?, Quaternary Science Reviews, Volume 68, 15 May 2013, Pages 175-190, ISSN 0277-3791, http://dx.doi.org/10.1016/j.quascirev.2013.01.019

Las excavaciones de Valdavara se aproximan a su final

El lunes empieza una nueva campaña en el yacimiento de Becerreá

El lunes comenzará una nueva campaña de excavaciones -la sexta consecutiva- en la cueva de Valdavara, en Becerreá, que durará todo el mes próximo y con la que se supone que terminarán los trabajos de campo de este importante yacimiento paleolítico. El arqueólogo Manuel Vaquero, director de las excavaciones, señala que lo que queda por hacer es terminar de registrar el subsuelo en la parte más honda de la gruta. «Salvo que aparezca alguna sorpresa, en esta campaña llegaremos al piso de roca en esa zona y con ello daremos por terminadas las excavaciones», explica.

Los investigadores pretenden determinar si en esa parte de la cueva también hay rastros arqueológicos de la misma época que un nivel arqueológico identificado en las anteriores campañas en la parte exterior de la cavidad, al que se ha asignado una antigüedad de entre 20.000 y 22.000 años. Esa época correspondería aproximadamente a la transición entre las culturas gravetiense y solutrense, de las que hay poquísimas muestras en Galicia. Solo en el yacimiento de Cova Eirós, en Triacastela, se han hallado artefactos que pueden encuadrarse en esas etapas culturales, que desarrollaron en unas épocas de frío extremo durante la última glaciación.

Sin identificación clara

Vaquero puntualiza sin embargo que las industrias encontradas en ese nivel en el exterior de la cueva no se han podido identificar claramente como pertenecientes a alguna de esas culturas. «Son lo que se conoce como piezas poco diagnósticas, es decir, que no presentan unos rasgos técnicos claros que permitan asignarlas con certeza a un periodo cultural determinado, y aunque teóricamente pertenecen al gravetiense o al solutrense, de momento no las pudimos clasificar como tales», apunta.

Mientras se preparaba esta última campaña, ha seguido desarrollándose el estudio de laboratorio de los numerosos materiales conseguidos en los yacimientos de Becerreá en los campañas arqueológicas precedentes. En los próximos meses está previsto publicar un amplio estudio sobre el gran depósito de fósiles descubierto e investigado en los últimos años por el mismo equipo científico en una cantera próxima a la cueva, considerado como el conjunto de fauna cuaternaria más importante de Galicia. En este lugar se identificaron cerca de 2.000 restos fósiles de numerosas especies.

Las excavaciones de Valdavara se encuadran en el proyecto «Ocupaciones humanas durante el Pleistoceno de la cuenca media del Miño», en el que colaboran científicos de las universidades de Santiago y Tarragona y al que pertenecen también las investigaciones realizadas en Cova Eirós y en los yacimientos paleolíticos del valle de Lemos desde el 2006. Francisco Albo / La Voz de Galicia

Jersey’s Ice Age past set to ‘pop-up’ throughout July

Ice Age Island, a project which plans to uncover the archaeological significance of Jersey’s Ice Age past will launch this Sunday 30th June, with a team of Ice Age experts and archaeology students commencing research at a series of important archaeological sites on the Island. Visitors will be able to visit the team in action, handle real Ice Age objects, witness any discoveries and learn more about the Island’s Ice Age past as a dedicated pop-up museum follows the team to four locations throughout July.

Jersey Heritage, working in partnership with La Société Jersiaise and the National Trust for Jersey, is co-ordinating the research, which forms part of a three-year archaeological project. Funded by the Tourism Development Fund (TDF), the project will further explore Jersey’s unique heritage stretching back over a quarter of a million years. [...] jersey.isle-news.com/ / Link 2