lunes, 23 de septiembre de 2013

La Cova del Randero habitada hace 7.000 años

Arqueólogos del MARQ datan la ocupación neolítica de una cavidad en Pedreguer en el año 5.050 antes de Cristo - El espacio fue primero una habitación y después se usó como redil para ganado

1/5
La Cova del Randero, ubicada en Pedreguer, ha escrito una nueva página en su historia. Arqueólogos del MARQ (Museo Arqueológico de Alicante) y de la fundación con el mismo nombre han podido datar la ocupación humana más antigua de esta cueva, que corresponde al neolítico medio.

El equipo multidisciplinar dirigido por Jorge Soler Díaz, Consuelo Roca de Togores y Olga Gómez Pérez –que inició este mes de septiembre la séptima campaña de excavaciones en este lugar– ha determinado que este espacio tuvo dos momentos de asentamiento humano: el más antiguo corresponde al año 5.050 antes de Cristo, cuando fue utilizada como hogar por pobladores pioneros –es decir, hace más de 7.000 años–, y el segundo momento está fechado con ochocientos años de diferencia, en el año 4.200 antes de Cristo, cuando sirvió como redil extensivo de ganado.

«Esta cavidad fue expoliada en los años setenta y después de las tareas de limpieza en los años 2007 y 2008 entramos en ella en niveles arqueológicos buenos. Hoy es una cavidad única para el conocimiento del neolítico medio en la Comunidad Valenciana», apunta el arqueólogo y conservador de Prehistoria del MARQ, Jorge Soler, que añade que la Cova del Randero, dentro del sistema neolítico, «era una cavidad satélite, dependía de un poblado mayor. Las comunidades neolíticas se meten en cavidades que son idóneas y luego las usan como espacio para el ganado».

Hay cuevas con características similares en la provincia de Alicante, como la Cova d´En Pardo, en Planes, donde también se determinó un nivel funerario, el uso de un redil y un hogar pionero, «y esta sería una continuidad de la investigación desarrollada en la Cova d´En Pardo», apunta Soler.

Estos datos han podido determinarse tras las dataciones de radiocarbono realizadas, que se llevan a cabo en un laboratorio de Florida (EE UU), a partir de los sedimentos o residuos encontrados, como las capas de cenizas de restos de combustión –los pastores quemaban en su interior para higienizar las cuevas–, así como los restos de excrementos de animales domésticos –ovejas y cabras, fundamentalmente– y las cerámicas halladas.

El trabajo en las excavaciones se realiza de forma multidisciplinar para ampliar la información con distintos especialistas en arqueozoología (animales), carpología (semillas), antracología (carbones) o antropología física.

«A través de la conservación de los sedimentos podemos obtener datos parciales de la vida humana. La gente deja sus cosas, sus cerámicas, sus adornos y su cotidianidad. El ganado, normalmente, era gestionado por pastores jóvenes adolescentes, ya que los mayores gestionan la agricultura, el poblado o la casa», explica Jorge Soler. [...] diarioinformacion.com/

Entrada relacionada

SEMINARIO La Edad del Bronce en el Bajo Guadalquivir: Investigaciones Recientes

Miércoles 25 de Septiembre de 2013
12:00 a 15:00 horas
Aula XXVII Facultad de Geografía e Historia
(Antigua Aula VII de Derecho)

Sevilla
ASISTENCIA LIBRE

“Nuevas Investigaciones Arqueológicas en Setefilla (Lora del Río, Sevilla).”
Michal Krueger
Universidad Adam Mickiewicz, Poznan, Polonia

“La Estela de Guerrero de Mirasiviene (Lora del Río, Sevilla):
Análisis Gráfico, Petrológico y Espacial.”

Marta Díaz‐Guardamino Uribe
Universidad de Southampton, Reino Unido
Leonardo García Sanjuán
Universidad de Sevilla
David W. Wheatley
Universidad de Southampton, Reino Unido
...
asociacionlosdolmenes.blogspot.com.es

How aboriginal Australians coped with the last ice age

While we grapple with the impact of climate change, archaeologists suggest we spare a thought for Aboriginal Australians who had to cope with the last ice age.

"The period scientists call the Last Glacial Maximum, or LGM for short, is the most significant climatic event ever faced by humans on this continent," Associate Professor Sean Ulm from James Cook University in Cairns said.

Research recently published in the Journal of Archaeological Science sheds new light on the ways Aboriginal civilisation met the challenges of extreme climate change during the Last Glacial Maximum, which peaked around 20,000 years ago.

"The magnitude of change was phenomenal," said Professor Ulm, a lead researcher on the project and Deputy Director of JCU's Centre for Tropical Environmental and Sustainability Science.

"Lakes dried up, forests disappeared, deserts expanded, animals went extinct and vast swathes of the Australian land mass would have been simply uninhabitable." [...] sciencedaily.com/

Journal Reference:
Alan N. Williams, Sean Ulm, Andrew R. Cook, Michelle C. Langley, Mark Collard. Human refugia in Australia during the Last Glacial Maximum and Terminal Pleistocene: a geospatial analysis of the 25–12 ka Australian archaeological record. Journal of Archaeological Science, 2013; 40 (12): 4612 DOI: 10.1016/j.jas.2013.06.015

Jornadas Técnicas: La conservación del arte rupestre

La conservación del arte rupestre: Sostenibilidad e Integración en el paisaje
Lugar: Hospedería Fonseca. Sala Menor. Universidad de Salamanca.
Yacimiento y Aula Arqueológica de Siega Verde.

Fechas: 15-17 de octubre de 2013


La ciudad de Salamanca será sede el próximo mes de octubre de la Jornada Técnica de la Red de Centros e Institutos de Conservación y Restauración, organizada por la Consejería de Cultura y Turismo de la Junta de Castilla y León con el tema: “La conservación del arte rupestre: Sostenibilidad e Integración en el paisaje”.

Se trata de una Jornada en la que participarán representantes de Institutos y Centros de Conservación y Restauración, distintas administraciones autonómicas y técnicos e investigadores de conjuntos de Arte Rupestre Europeo incluidos en la Lista de Patrimonio Mundial.

El programa se abordará en dos sesiones teóricas los días 15 y 16 de octubre y una práctica el día 17 de octubre con una visita a la Zona Arqueológica y Centro de Interpretación de Siega Verde.

Se pretende fomentar la presencia de especialistas y la formación y participación de público universitario, especialmente estudiantes o personal investigador que desarrollen su trabajo sobre el tema objeto de la Jornada... Más información  / Vía Arte Rupestre del Arco Mediterraneo's Facebook


Actualización 15-10-13. Los investigadores debaten sobre la conservación del arte rupestre
Salamanca acoge la celebración de las III Jornadas Técnicas de la Red de Centros e Institutos de Conservación y Restauración...

Grabados de caballos del yacimiento de Siega Verde.

Actualización 18-03-14. Preactas de las Jornadas Técnicas: La conservación del arte rupestre: Sostenibilidad e integración en el paisaje  -  Link 2 (Preactas (4161 KB))
Preactas. Valladolid: Junta de Castilla y León, 2013. 51 p.
Esta publicación recoge las preactas de la jornada técnica que se celebró en Salamanca en Octubre de 2013.
En las Jornadas participaron representantes de Institutos y Centros de Conservación y Restauración, de distintas administraciones autonómicas y técnicos e investigadores de conjuntos de Arte Rupestre Europeo incluidos en la Lista de Patrimonio Mundial....
Vía Arte Rupestre del Arco Mediterraneo's Facebook

How Complex Was Neanderthal Speech?

Answer by Marc Ettlinger, Ph.D., linguistics, UC-Berkeley:

The challenge: Unlike pottery shards, arrowhead flints, and cave paintings, language does not leave an archaeological trace that can be uncovered by intrepid linguists bearing bullwhips.

That makes anything we say about early human speech and language very speculative. (As I've mentioned elsewhere, e.g., How did languages evolve?, it's been deemed so speculative that at one point, the Paris Linguistics Society banned discussion on the topic in the 19th century.)

And that makes what we say about Neanderthal speech doubly speculative because at least with humans, when we consider the evolution of speech for anatomically modern humans, we have living, breathing examples to look at, measure, experiment on, and observe. Everything about Neanderthals, we have to reconstruct from fossils and, now, DNA. [...] slate.com//blogs/quora