lunes, 30 de junio de 2014

De vuelta al punto de partida: nuevas dataciones del arte de la cueva de La Peña de Candamo

BACK TO THE POINT: NEW DATINGS FOR LA PEÑA DE CANDAMO CAVE ART (ASTURIAS).
M.ª Soledad CORCHÓN RODRÍGUEZ, Diego GARATE MAIDAGAN, Hélène VALLADAS, Olivia RIVERO VILÁ, Edwige PONS-BRANCHU, Paula ORTEGA MARTÍNEZ, Clara HERNANDO ÁLVAREZ.
Zephyrus, LXXIII, enero-junio 2014, 67-81DOI: http://dx.doi.org/10.14201/zephyrus2014736781

Resumen

La cueva de La Peña de Candamo fue descubierta en 1914 para la comunidad científica, siendo una de las primeras conocidas en la región cantábrica y declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2008. El único estudio monográfico de su arte parietal fue dirigido y publicado por E. Hernández Pacheco en 1919, evidenciando una complejidad y densidad gráfica excepcional. Desde 2007 se desarrolla un nuevo proyecto de investigación, que tiene como finalidad actualizar toda la información referente al arte parietal de la cavidad desde una perspectiva pluridisciplinar. En este contexto, y partiendo de las dataciones radiocarbónicas efectuadas por J. Fortea a finales del s. XX, se ha procedido a datar una serie de puntos negros del ‘Muro de los Grabados’ en el laboratorio de Gif-sur-Yvette. Los resultados obtenidos difieren de los publicados hasta el momento, por lo que se discute la pertinencia de aceptar unos u otros en función de los protocolos y metodologías seguidas. Se analiza igualmente la implicación de estos resultados en el proceso decorativo de la cavidad y su encaje dentro de la producción artística de la región durante el Paleolítico superior. revistas.usal.es/

Vía Arte Rupestre del Arco Mediterraneo Facebook 

El día que la trinchera tembló de alegría


Aurora Martín posa con su foto del día después de los hallazgos ante el punto de Gran Dolina donde se encontró el primer diente de Homo Antecessor el 8 de julio de 1994. Jesús J. Matías

... Dentro de diez días se cumplen 20 años del hallazgo que terminó de situar a los yacimientos de la sierra burgalesa a la cabeza de la paleontología mundial y que le permitió escribir el apellido de «los primeros europeos» en su tarjeta de presentación, que a partir de entonces sería incontestable. Un par de años antes la aparición de ‘Miguelón’, el cráneo completo de Heidelbergensis, ya había disparado la fama de Atapuerca, pero la campaña de 1994 supuso otra dimensión.

Aquello significaba, para empezar el hallazgo de los humanos más antiguos del continente, algo que inmediatamente se supo por el nivel geológico en el que había sido encontrado (al menos 500.000 años) y por la presencia de fósiles del ratoncito ‘Mimomys savini’ que contribuyeron decisivamente a colocar esos dientes en la línea del tiempo. Caían así las teorías que afirmaban que no podía haber presencia humana en Europa más allá de medio millón de años.
 
Pero además las investigaciones posteriores descubrieron que la de la Gran Dolina era una nueva especie. «La llamábamos ‘La Dolinera’», explica Aurora Martín, «porque decidimos que era una chica y empezamos a marcar los hallazgos con color rosa». [...] diariodeburgos.es

Genoma del homo sapiens de Ust-Ishim en Siberia: un moderno que vivió hace 45 mil años

Es el más antiguo resto de hombre moderno fechado directamente
Fémur del Hombre de Ust-Ishim, el homo sapiens datado directamente más aniguo hasta la fecha y que habitó en Siberia Occidental hace 45 mil años ( Sergei Melnikov de Omsk Region)

En el Centro Cultural de Omsk se expusieron los restos del hombre moderno de Ust-Ishim que vivió hace 45 mil años en Siberia. Se trata del Homo Sapiens más antiguo datado hasta la fecha por el equipo de la Universidad de Oxford.

Científicos de Alemania y Rusia disertaron recientemente los avances del hallazgo en un encuentro de Canadá y revelaron la temprana colonización de esta zona por los humanos modernos. A su vez en una charla hace tres meses, el paleontólogo Svante Pääbo del Instituto Max Plank de Alemania expuso que el genoma del Hombre de Ust-Ishim reveló que tiene trozos neandertales anteriores a los humanos modernos.

Esto le permitió estimar que la mezcla con los neandertales "pasó 331 + / -99 generaciones antes de su tiempo de 45.000 a.C, o sea alrededor de 50-60.000 a.C.” (captura de pantalla) , destacó (Video)

Según Pääbo, esto prueba de que había seres humanos modernos en Eurasia antes de la revolución del Paleolítico Superior y refuta la teoría de Richard Klein que los humanos modernos, junto con las tecnologías se propagaron fuera de África sólo después de 50.000 años. [...] lagranepoca.com

Entrada relacionada